El Placid Blue se asemeja al celeste puro, pero adiciona aires grisáceos y purpúreos. Tal como el celeste, el Placid Blue evoca agradables sensaciones de pureza, tranquilidad y, porque no decirlo, esperanza.

Sabido es, que en la historia de la moda el azul claro, como lo es el Placid Blue, se sitúa, junto con el rojo, como uno de los colores emblemas de las familias nobles y la religión cristiana. Se trata de un color que por siglos ha estado rodeado de simbolismos, de porte aristócrata e indiscutida delicadeza. Esos mismos atributos resurgen en el Placid Blue pigmento que reinterpreta y refresca la natural distinción del azul cielo.

Resistirse al encanto del Placid Blue es prácticamente imposible, por ello no ha de sorprendernos que aparezca en incontables colecciones Primavera-Verano 2014, incorporaron el Azul Plácido en sus repertorios veraniegos.

Ya sea en prendas de alta noche, ya en casuales piezas creadas para una escapada a orillas de la playa, el Placid Blue es un color que promete cautivar no sólo por su jovial efecto visual, sino que también, por ser fácil de complementar con prendas y/o accesorios negros, blancos, dorados y tonalidades terrosas.

 

placid blue 2014 Pepe Castell

2 placid blue 2014 Pepe Castell

3placid blue 2014 Pepe Castell

4 placid blue 2014 Pepe Castell